[+pagetitle]]

Noticias

Cerrado por reformas

El museo estará cerrado al público hasta 2019.

Ver detalles


Volver Ver todas las actividades

Isaac Cuende

ISAAC CUENDE

(Santander, 1930)

 

Es una de las personalidades más destacadas de la vida cultural y la creación de Cantabria de la segunda mitad del siglo XX. Isaac Cuende, poeta, dramaturgo, actor y director de escena, ha publicado cinco libros de poesía: Cordialmente Jesús Cancio (1969), Poemas en carne viva (1971), Wankie. Tambores africanos (1973) y Poesía de superficie (1979). Fundó el grupo poético “Cuévano” y participó en varias exposiciones de poesía visual y experimental en las décadas de los 1970 y 1980, siendo sin duda uno de los protagonistas mayores de la renovación y modernidad poética de Cantabria.


En 1983 creó el grupo Bululú-Teatro y puso en escena Opiniones de un payaso, versión dramática suya de la novela del premio Nobel alemán Heinrich Böll, y El marinero de Fernando Pessoa. Fundó en 1984 el Aula de Teatro de la Universidad de Santander, dirigiendo Jacobo o la sumisión , de Ionesco.


Creó en 1989 el grupo Panteatro, en donde ha intervenido como actor, autor y director en las producciones: La luna lunática, Viva Arlequín o El reino de Matarile. Asimismo, es creador de varios espectáculos-recitales poéticos con el título genérico de Poesía en alta voz: Homenaje a Gerardo Diego, El Romancero, Yo José Hierro, o Sentir Cantabria-Recital Manuel Llano, etc. En el año 2000 dirigió con Producciones Ábrego Mirando al tendido de Rodolfo Santana.

 

Como autor dramático, además, ha estrenado Aviongrafía en 1979, en la U.I.M.P.; Tripoder y Pin-piribín-pinpin, ambas estrenadas por Teatro Caroca y dirigidas por Román Calleja en 1980 y 1983; El espantapájaros (autor y director) en 1986 por Tex-Teatro; Cógito de barras, en 1989 por Teatre de L’Aigua, de Alicante; Hinterhof (Patio) en 1993 (autor y director), en el Teatro La Claque de Baden (Suiza); en 1996 La gata negra, por Dantea; en 2005 La sucursal, producción de La Machina Teatro, y Beaterias, con la misma compañía en agosto de 2006; ambas dirigidas por Francisco Valcarce.

 

GRAN, Enrique

(Santander, 1928-Madrid, 1999)

Es uno de los grandes pintores cántabros de la segunda mitad del siglo XX. La pintura del santanderino refleja con claridad meridiana su personal búsqueda de la modernidad, una búsqueda por muy diferentes caminos que ofrece elementos fácilmente reconocibles de lo que podría llamarse “tardocubismo”, y que evolucionó con posterioridad por sendas diversas, siempre impregnadas de la gran personalidad del artista. El Museo de Bellas Artes de Santander, que en 1992 le dedicó un gran y sentido homenaje con la entrega de una placa conmemorativa y en forma de una gran exposición retrospectiva –se editó una publicación con un estudio y ensayo debido a Salvador Carretero y Cristina González Santos-, posee una copiosa y magnífica colección de obras del artista cántabro, más de veinte pinturas, que abarcan casi toda su intensa trayectoria artística: desde sus momentos incipientes tardocubistas y de moderna figuración de los años cincuenta, pasando por  su gran período figurativo abstracccionista y luego informalista de los rompimientos y hacia los túmulos de los sesenta y setenta, para llegar a la otra realidad, que concluirá con su larga y postrera etapa cosmogónica.

 

Cuende alucinará con el retrato que Gran realizó de Pío Muriedas, uno de los personajes más singulares de la cultura en nuestra región a lo largo de todo el pasado siglo. Pío Muriedas, poeta, actor y juglar de la poesía, nació en Santander en el año 1903, y murió en la misma ciudad en 1992. Muriedas vivió el exilio, la cárcel, y Ramón María del Valle Inclán se refirió a él como “recitante de capa, daga, camino y mesón”.